viernes, 25 de enero de 2013

La Cosa va de Tatuajes

¡¡¡Hola a Tod@s!!!

Bueno, aprovechando que hoy tenía tiempo (sí, he salido de clase siendo aún de día) y que últimamente han habido personillas que me han preguntado que para cuando la próxima entrada, aquí os traigo la primera entrada del año, para inaugurar el blog en este 2013.

Como ando muy liada con las clases, nos han acortado el curso y tenemos que hacer lo mismo en menos tiempo, os traigo una entrada cortita, ... posiblemente después de Carnavales os traiga una entrada más contundente, puesto que pasaré esos días en Madrid y cargaré con mi cámara xD.

Bueno, algunos lo sabréis, y otros lo descubriréis hoy, pero cuando terminó el curso pasado, por junio, me tatué, fue mi primer tatuaje y dije que sería el último; pero ya antes de hacermelo, tenía intenciones de hacerme un segundo y ahora estoy en una encrucijada entre el sí y el no, por eso os traigo esta entrada.

Primero que nada os enseño mi tatuaje (que por cierto, tengo en la espalda):

Esta es una foto del día que me hice el tatuaje.

Esta es la foto más reciente del tatuaje (tampoco es que haya sacado muchas) hecha antes de navidades en clase.

¿Muy cursi?¿Os gusta? Muchos pensaréis "Loca, para que te tatúas una cupcakes con un lazo" Bien, pues la respuesta es, que me siento totalmente identificada con mi tatuaje y aquellos que me conozcan, sabrán decir por qué, es más, les invito a explicarlo en los comentarios de esta entrada xD.

Y bueno, ahora pasamos a mi dilema... el otro tatuaje que siempre he querido hacerme ha sido una flor de cerezo japonés, y diréis "¿por qué?" Y os respondo, pues porque es mi flor favorita y me encanta lo que significa:

Las flores de cerezo tienen mucho significado en las tradiciones chinas y japonesas. Para los chinos, las flores de cerezo son muy simbólicas y tienen significados como poder, belleza femenina y es el representante global del amor
Por otro lado, para los japoneses las flores tienen bases muy fuertes en creencias religiosas, que la naturaleza de la vida es transitoria y es considerado muy inteligente no apegarse a nada porque con el tiempo pasará. En esta cultura también es símbolo de honor y lealtad. Representa lo efímero, la vida y la muerte, la belleza, el rápido paso del tiempo.


Además, es una flor que me parece bellísima y de gran delicadeza, por ello me encantaría tatuarmela, pero al mismo tiempo no quiero hacerme más tatuajes... y de tatuarmela, me gustaría unirla a mi pasión por la fotografía, con un diseño pequeño y atractivo. 

Y bueno, hasta aquí la entrada de hoy, podeis dejar respuestas al comentario que os hice o aconsejarme sobre el tatuaje o lo que queráis. Espero volver pronto por aquí

¡¡Hasta Pronto!!